CABEZALES

Impresoras de chorro de tinta. Tecnología piezoeléctrica o térmica.

En la actualidad existen dos tipos de sistemas de impresión para impresoras de chorro de tinta:

  • La tecnología piezoeléctrica.
  • La tecnología térmica.
  • Cabezal térmico

    Cabezal térmico


    La tecnología térmica las utilizan las impresoras HP (Hewlett-Packard) y otros tipos de impresoras como Canon. El sistema es sencillo pues utiliza el calor para que el cabezal vaya expulsando gotas de tinta. El cabezal tiene una cámara la cual se rellena de tinta, cuando el calentador aumenta la temperatura la tinta se expande generando burbujas de vapor y hace que salga una parte muy pequeña de su volumen al exterior por la boquilla. Estas gotas expulsadas tienen un volumen aproximado de 9 picolitros (1 picolitro es la millonésima parte de un microlitro que es a su vez la millonésima parte de un litro).
    El tamaño de la gota es importante puesto que de su tamaño podrán generarse impresiones de mejor calidad al poder tener una resolución mayor. Mientras menor sea la gota, más dpi (puntos por pulgada) podrá tener la impresión y así mejorar la calidad de la misma.
    Generalmente las gotas de tinta negra suelen ser de mayor volumen que las gotas de color puesto que no hace falta tanta precisión (pueden ser de unos 30 picolitros).
    Otro parámetro fundamental es la velocidad que puede tener este proceso. Como los puntos son tan pequeños, la velocidad con la cual la tinta se calienta y se expulsa es muy importante para dar una velocidad de impresión razonable. Cuanto más rápido sea este proceso más rápida será la velocidad de impresión.
    Uno de los problemas que tuvieron estas impresoras al principio fue que la calidad de las impresiones no era buena puesto que el cabezal residia en el cartucho en vez de en la impresora. Las impresoras piezoeléctricas daban una mayor calidad de impresión. Actualmente con la evolución tecnológica, los cartuchos de este tipo dan una buena calidad de impresión nada parecido a los resultados anteriores.
    Un problema con este tipo de cabezales es que cuando se agota la tinta y se sigue imprimiendo la resistencia no es refrigerada con la tinta y termina fundiéndose. Por lo tanto, si se quiere reciclar el cartucho o rellenarlo, lo mejor es no esperar a que se agote la tinta.

    Cabezal piezoeléctrico

    Cabezal piezoeléctrico


    La tecnología piezoeléctrica es diferente a la térmica pero también utiliza un mecanismo para expulsar la tinta de la cámara. Este tipo de tecnología es la utilizada por las impresoras Epson. Los materiales piezoeléctricos pueden generar movimiento si se le aplica una carga eléctrica. Por lo tanto cuando se necesita expulsar una gota de tinta se le aplica una corriente al elemento piezoeléctrico y este presiona la cámara. Esta presión sobre la cámara hace que salga la gota de tinta.
    Esta tecnología puede utilizar tintas basadas en pigmentos las cuales son resistentes a la humedad y generan impresiones de mayor calidad que las obtenidas con tintas basadas en sales. La tecnología térmica no utiliza tintas basadas en pigmentos para no atascar la boquilla de salida. Las tintas basadas en pigmentos son la mejor solución si lo que se quiere obtener son impresiones fotográficas de calidad.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>